Frank E Hollywood

Frank_E_Hollywood_foto_perfil
FRANK E HOLLYWOOD
1980, Utrecht, Países Bajos

"Al ver la obra de Frank por primera vez sentí una reacción visceral. Había algo fascinante en las superficies luminosas y llenas de collages. La combinación de colores saturados, la aplicación musical de la pintura y las capas heterogéneas de iconos familiares me removieron por dentro con una sensación de nostalgia y curiosidad. Cada vez que exploraba la tela, veía algo nuevo, no obstante, intensamente familiar. Fragmentos de recortes de historietas que me encantaron de pequeña, billetes de dólares, patrones, imágenes de celebridades, todos fusionados para formar la imagen de una bella mujer.
Siguiendo la mirada, consideraba el balance de lo familiar con lo nuevo. En seguida, veía el paralelismo con las obras de Gustav Klimt, con un toque de Andy Warhol. Klimt, un pintor simbolista austríaco, estaba fascinado por la forma femenina. Utilizaba formas geométricas y motivos estilizados para realzar la belleza inherente a sus sujetos femeninos. Mientras que los pintores simbolistas utilizaban imágenes mitológicas y soñadoras, Frank utiliza la cultura popular y la publicidad, evocando Andy Warhol.
Frank E Hollywood reconoce la existencia de una línea frágil que divide el arte comercial del arte académico. Y está justamente situado en el límite entre este arte comercial y las bellas artes. Las telas se convierten en un testimonio del bombardeo de imágenes que se produce en nuestra vida diaria. El promedio de las personas está expuesto a más de 3.000 anuncios al día. Utilizando elementos comerciales, Frank intenta conseguir desdibujar las líneas aún más.
Además, en sus obras Frank intenta explorar la tensión entre el pasado y el futuro, pero no pretende crear una imagen romantizada del pasado. Más bien, aprovecha la historia colectiva visual para crear una imagen propiamente moderna. El componente collage actúa como una cápsula del tiempo, reflejando el espíritu del pasado, mientras que la superficie pintada expresa futuras ideas de arte, cuerpo y estéticas. Los elementos nostálgicos en las obras expresan la incertidumbre de nuestros tiempos. Nos aferramos a lo conocido cuando tenemos miedo o estamos confundidos. Sin embargo, Frank utiliza estos elementos para crear un símbolo de esperanza. Las imágenes nostálgicas están recicladas, creando algo moderno y único.
El progreso en los retratos de Frank también captura la psiquis humana. El aumento del número de imágenes dentro de las caras de las mujeres, acompañadas por una expresión facial apática, a veces incluso inquieta o angustiada, refleja el asunto en cuestión. Debido a que la vida moderna se ha convertido en algo muy comercial, quedamos sobre estimulados. Las imágenes que vemos representan un patrón de belleza imposible. La publicidad nos incita a subscribirnos a estas normas – si compramos un producto, nuestros problemas desaparecerán. Pero, en lugar de subscribirnos a estas imposibles normas, ¿qué pasaría si algo nuevo surgiera? Medito sobre este tema cada vez que veo las pinturas de Frank. Y espero que tal vez, con todo el artificio del comercialismo, un nuevo ideal puede ser creado.
 
Monica D Murgia, profesora adjunta en Berkeley College
 
 
 

© 2019 by Villa del Arte Galleries

Contemporary Art Gallery in Barcelona | Amsterdam